Archivo de la etiqueta: Literatura

Relato corto: COLMILLOS DE FUEGO

COLMILLOS DE FUEGO

La puerta del bar se abrió. Una cascada de luz dorada se vertió sobre el oscuro empedrado de la callejuela mientras una oleada de risas, gritos y murmullos de borracho despedían al muchacho que, como una sombra, salió al exterior.

Hacía frío. El joven, totalmente vestido de negro, se arrebujó en su abrigo, cerró la puerta con un golpe seco, y, embutiendo las manos en los bolsillos, se alejó caminando por la oscura callejuela, al tiempo que comenzaba a interpretar una peculiar versión silbada de la canción Moon over Bourbon Street, de Sting. El muchacho sonrió para sí con una mueca cínica. «Vampiros», se dijo. «Interesante tema para una canción con una melodía tan romántica». Consultó su reloj. Las dos y media. Hora de volver a casa. Sigue leyendo

La ilusión de publicar por primera vez

Para alguien como yo, enamorado de los libros desde el mismo momento en que aprendí a leerlos, allá por mi tierna infancia, el tener la oportunidad de pasar a ser autor, el ser parte activa en el proceso, ha sido siempre un sueño. El Gran Sueño.

Las primeras publicaciones fueron en VBI PVS, la revista de mi querida Facultad de Medicina de Valencia, allá por el año 1992. Podríamos decir que éramos jóvenes e inconscientes, y no sería poco cierto, pues la verdad es que recuerdo aquello como un maravilloso entretenimiento, donde conocí a grandes amigos, pero no pasó de eso: probablemente no era todavía consciente de lo que algo así representaría más tarde para mí.

Mi primera publicación ya en la edad adulta, en el 2002, pertenece al plano estrictamente científico. Un artículo de ésos que tal vez puedan causar alguna satisfacción a aquellos investigadores que han trabajado con denuedo para conseguirlo, pero sin interés para la mayor parte de especialistas en el tema, no digamos ya para el gran público. Es bonito, sí, pero no te toca el corazón. Algo más tarde, con el capítulo de un libro de medicina dirigido a especialistas, ocurrió algo parecido.

La primera gran oportunidad se la he de agradecer a Pablo Sebastià, cuando en 2012 me ofreció generosamente la posibilidad de publicar un relato corto (cortísimo) en la antología de género negro “España Criminal”. ¡Eso sí que fue otra cosa! Ni siquiera me podía creer que me lo estuviese proponiendo en serio. Pero sí, ¡y tan en serio! Por primera vez en mi vida veía mi nombre en un libro de papel, pero de los de verdad, de literatura, un libro apto (o no) para todos los públicos.

Como si fuera una señal, el brevísimo relato se tituló “El Sueño“. Aunque seguro que no es lo que vosotros creéis…

Eso sí que fue el principio de la realización de un sueño. Gracias a él conocí al colectivo de los 12 plumas negras, escritores geniales y algunos de ellos ahora buenos amigos, y pude atisbar un poco de ese mundillo que tantas ilusiones me había despertado de chaval, y tantos castillos en el aire me había hecho construir.

Su amable invitación se repitió al año siguiente, en el “España Negra“. El proyecto crecía, incorporaba escritores nuevos (algunos de ellos de verdadera talla) y todavía me cuesta creer que haya compartido cartel con gente tan grande.

He escrito mi primera novela: “La navaja de Ockham“. He disfrutado mucho y he aprendido muchísimo haciéndolo. Pero el mundo editorial es complejo para un neófito y todavía no he encontrado siquiera un agente editorial que esté dispuesta a leérsela. Ya comenté en un post hace unas semanas que el camino digital parece ser la puerta a los que no tenemos otro aliado mas que la ilusión y el entusiasmo, y esa concepto, como una semilla, ha ido germinando…

Porque la ilusión y el entusiasmo son poderosos motores. Los más poderosos de todos, diría yo. Y tuve una idea, una idea que maduró deprisa en mi cabeza: “Si todo lo que he aprendido sobre mi profesión en estos años que ya llevo en ella lo escribiera… Si pudiera explicarle a toda la gente lo mismo que les explico a los pacientes en mi consulta, con un lenguaje sencillo y fácil de entender, apto para todos los públicos… Las preguntas se repiten una y otra vez, mucha gente tiene ideas muy equivocadas. ¿Y si lo escribiese? ¿Y si lo explicase bien para que todos pudieran entenderlo de una vez por todas?”.

Portada-VARICES Esa idea ha visto hoy la luz. Justamente hoy, en el Día del Libro: el primer libro de la colección “La Medicina hecha fácil” ha salido a la venta en la iBookstore. Y es mi niño. Por primera vez veo publicado un libro enteramente mío, y es muy difícil de explicar la emoción que eso supone. Baste decir que es otro sueño que se ha visto cumplido después de haber tenido que esperar nada menos que 40 años…

Como explicaba a mis compañeros en un taller de escritura creativa en el que hace poco tuve oportunidad de participar, “yo leo fundamentalmente porque me divierte, porque lo paso bien, y también para aprender”. Si las sumo todas, la literatura me ha dado la mayor cantidad de horas de felicidad hasta ahora en esta vida.

Quizá con este nuevo proyecto no sea capaz de devolver todavía esa felicidad, o ese divertimento, pero por lo menos voy a poder ofrecer a todos la oportunidad de aprender. Y quizá un día no muy lejano, si continúa sonriéndome la fortuna y sigo contando con el apoyo de todos los que tan generosamente me habéis aupado en este proyecto, tal vez pueda llegar a hacerlo. Y ése sería el siguiente sueño: mi nombre en un libro. Pero esta vez de literatura.

¡Que lo disfrutéis!

El calvario editorial y el enfoque de Bruno Nievas

Ayer por fin comencé mi calvario editorial personal por la primera de las opciones: contactar a diversos agentes literarios para hacerles llegar mi propuesta editorial para mi primera novela.

Después de haberme leído chorrocientas páginas en Internet sobre el “protocolo oficial”, preparar con esmero una carta de presentación, preparar también una propuesta editorial al uso, etc, etc, envié unos cuantos emails… y ahora a esperar.

Sin embargo, gracias al esfuerzo de Francisco Fernández pude asistir hace un par de semanas a la sesión online del curso de Carlos Burges “Publicación y monetización de libros electrónicos” que se llevó a cabo en la UJI. Carlos es un fenómeno, dio un curso muy interesante. Y a la semana siguiente tuve el inmenso privilegio de conocerle por fin, mediante una videoconferencia que mantuvimos él desde Cienpozuelos (Madrid) y yo en Abu Dhabi.

Me hizo recapacitar mucho, y volver a pensar en el caso de Bruno Nievas. Para quien no lo conozca, Bruno es un pediatra también escritor de novelas. Yo supe de él a raíz de la publicación gratuita que hizo de la primera, “Realidad aumentada“, allá por 2010. Y ahora Carlos me ha hecho volver a pensar en él. De modo que he visitado su web, y sigo reflexionando sobre el asunto…

El caso de Bruno es otro más en una lista que cada vez parece más larga: los cauces habituales del mundo editorial parecen fortalezas insalvables para la mayor parte de autores noveles, y muchas editoriales desdeñan o rechazan la aceptación de nuevas obras para su publicación. Afortunadamente hoy disponemos de Internet y los formatos digitales, y eso es lo que hizo Bruno: publicó de forma totalmente gratuita por un tiempo su primera novela, que alcanzó en 4 meses las 42.000 descargas. ¿La consecuencia?: una editorial lo buscó ofreciéndole publicársela.

No es el primer caso similar que conozco. Parece que dentro de un mundo que se sigue moviendo por los mismos parámetros que el siglo pasado cuesta aceptar las nuevas tendencias digitales. Es curioso, porque mientras muchos autores y editoriales están enfocando el libro electrónico como una fuente de piratería y grandes pérdidas, otros lo ven como una gran oportunidad…

Estoy meditándome de forma muy seria el asunto. Quizá si no obtengo una respuesta positiva en un plazo razonable vaya siendo hora de plantearse la autoedición digital…

El maestro de esgrima (Arturo Pérez-Reverte)

El maestro de esgrimaÉsta es para mí una novela muy especial. Me resultan especiales las novelas que me motiva el releerlas, especialmente aquellas con trama policíaca o de intriga, puesto que eso significa que no pierden demasiado por el hecho de conocer ya el final de las mismas.

El maestro de esgrima es la segunda novela publicada por D. Arturo Pérez-Reverte, allá por 1988. Yo la leí hace ya unos años, pero me asaltó el impulso irrefrenable de releerla y me la he liquidado en apenas tres días. Es una pequeña joya…

Ambientada en el Madrid del último tercio del siglo XIX, la trama gira en torno a un viejo maestro de esgrima, solitario y absolutamente fiel a sus estrictos principios, que se ve atrapado en el ojo del huracán de terribles acontecimientos por dos motivos: el asesinato de un importante personaje y el enamorarse sin esperanza de una mujer muchos años más joven que él.

Como ignoro absolutamente todo acerca del arte de la esgrima clásica, me es imposible valorar el grado de documentación que el autor ha invertido en ella, aunque aparentemente es mucho. La trama policíaca en realidad es bastante simple, pero la oscura ambientación que rodea el limitado mundo del protagonista la rellena perfectamente. El contexto histórico, que son los días previos al alzamiento del general Prim en septiembre de 1868, transmiten perfectamente la inquietud y sensación de nerviosismo en toda la escala social que ocurren antes de una revolución.

Una novela corta y muy amena. Muy recomendable.

El lector de cadáveres (Antonio Garrido)

El lector de cadáveresEsta magnífica novela está ambientada en la China medieval del siglo XIII. Relata la interesante vida e innumerables peripecias de Ci Song, el autor del tratado de Medicina Forense más antiguo que se conoce. Escrito en clave de novela de aventuras con muchos elementos de intriga y policíacos, la redacción es tan fluida que atrapa al lector con mucha facilidad: hay innumerables pasajes en los que simplemente “no puedes parar de leer”.

La ambientación está muy bien lograda, y la labor de documentación que debe haber tenido que realizar el autor seguramente ha sido enorme, teniendo en cuenta además la accesibilidad de un país como China para estos menesteres…

En resumen, que este libro me ha gustado tanto que lo voy a incluir en la lista de recomendaciones de LITERATURA.

La verdad sobre el caso Harry Quebert (Joël Dicker)

La verdad sobre el caso Harry QuebertEsta novela ha resultado una de las sorpresas más agradables que me he llevado últimamente. Se trata de una novela negra escrita en clave de meta-novela, es decir, que el autor describe cómo él mismo está intentando escribir una novela y las dificultades con las que se tropieza en el camino. Ésa es la base para una compleja trama que incluye ciertos toques costumbristas en una aldea costera estadounidense.

Los personajes están muy bien trabajados, la trama es compleja pero a pesar de ello se sigue con facilidad y el misterio está omnipresente, parece que jamás se va a conseguir desentrañar por completo. Sin embargo el protagonista también tiene entretanto sus propios problemas con la novela que trata de escribir, entre otras cosas porque su carrera como escritor se impulsó gracias a su mentor, quien ahora se encuentra atrapado en una trama criminal cuyo origen a su vez parece estar íntimamente relacionado con la novela que a él mismo lo lanzó al éxito muchos años atrás.

La obra me parece magnífica, de lo mejor que he leído en novela negra actual. Además, al haber tropezado con ella durante la redacción de mi propia novela, estoy seguro de que en más de un sentido no habré podido sustraerme a su influencia…, y de haber podido seguramente no lo hubiese querido. Un diez.

Sereno en el peligro: la aventura histórica de la Guardia Civil (Lorenzo Silva)

Sereno en el PeligroEl siguiente libro que he leído no es novela sino una historia de la Guardia Civil. Me ha resultado muy interesante, sobre todo para mí que soy un tanto inculto en historia contemporánea (¡qué le vamos a hacer!, a mi me gusta la Edad Antigua y la Edad Media…): la contextualización histórica de este libro (especialmente sobre la España del siglo XIX) levanta reflexiones muy interesantes sobre la actual situación social y política…

Por ejemplo: la gran mayoría de crédulos víctimas de los agitadores políticos de hoy en día están obsesionados con la Guerra Civil Española (1936-39). Informado del cacao político que se vivió en la España del siglo XIX, prácticamente desde la Guerra de la Independencia (desde que expulsamos a los franceses), se podría decir que las Dos Españas han estado en Guerra Civil desde entonces, y que la del 1936-39 solamente fue el final de la misma. Más de un siglo de muertos, atentados, revoluciones violentas y represiones también violentas, asesinatos, desórdenes públicos, bandolerismo, bandidaje, corrupción política y latrocinio de guante blanco. Políticos y militares sinvergüenzas, ladrones y asesinos sin escrúpulos han plagado las páginas de la Historia de España al menos desde principios de 1800. Así que no pensemos que acaba de surgir aquí algo nuevo: de aquellos barros, estos lodos

Finalmente, es realmente un libro ameno e interesante para quienes tengáis curiosidad por conocer en profundidad los avatares de nuestro célebre cuerpo de seguridad nacional.